21 de junio, 2024
OBRA PÚBLICA
Obra finalizada

Finalmente quedo habilitada la obra de la duplicación de la Ruta 30

Desde la tarde de este lunes, vehículos ligeros y pesados ya pueden circular por la recientemente expandida Ruta Provincial 30, con el objetivo de mejorar la conectividad y la seguridad vial.

En un significativo avance para la infraestructura vial de la región, la Provincia anunció que, a partir de la tarde de este lunes, quedó habilitada la obra de duplicación de la calzada de la Ruta Provincial 30, comenzando desde la intersección con la Ruta Nacional A-005. Esta apertura permite la circulación tanto de tráfico liviano como pesado, mejorando sustancialmente el flujo vehicular en la zona.

La obra, ejecutada por Ankaloo Construcciones bajo la supervisión del ingeniero Nicolás Fasolis, ha permitido la habilitación del tránsito en ambos sentidos, este-oeste y oeste-este, especialmente en las intersecciones cercanas a la calle Palestina y Ruta 30. Sin embargo, aún se están completando ciertos detalles en el sector, particularmente en las zonas de giro hacia las calles Palestina y Ricardo Balbín.

“La totalidad de la Ruta 30 está ahora abierta al tráfico, aunque todavía estamos finalizando el hormigonado en áreas específicas que impiden temporalmente los giros hacia algunas calles importantes como Palestina y Ricardo Balbín,” explicó Fasolis. Estas calles, ubicadas cerca de la Estación Transformadora de Epec, son cruciales para el acceso a diversos sectores de la ciudad y su completa funcionalidad es una prioridad para la obra.

El proyecto incluye un tramo de 600 metros que conecta directamente con la Circunvalación Oeste, facilitando así un mejor acceso a los barrios cercanos y proporcionando una solución más eficiente a los desafiantes giros a la izquierda que antes caracterizaban esta ruta.

Además de la ampliación de la calzada, se están realizando mejoras en el alumbrado público para aumentar la visibilidad y seguridad durante las horas nocturnas. “Estamos comprometidos con entregar una obra completa que no solo mejore el flujo vehicular sino también la seguridad de todos los usuarios de la vía,” agregó Fasolis. El equipo está desplegando un promedio de 40 metros cúbicos de hormigón diariamente para asegurar la pronta finalización de todos los segmentos pendientes.

La comunidad local y los usuarios habituales de la Ruta 30 pueden esperar una circulación más fluida y segura, aunque desde la dirección de la obra se recomienda mantener una velocidad moderada y estar atentos a la señalización temporal que regirá hasta que la totalidad de la obra esté concluida.

La finalización de la obra está prevista para los próximos meses, tras lo cual se espera una completa normalización del tráfico en la zona, devolviendo así la fluidez y la seguridad a uno de los ejes viales más importantes de la ciudad.